lunes, junio 14, 2010

Soberbia,
perra rabiosa,
enjuta.

De largos cabellos,
sombra afilada y perfilada.

Doncella serena
ataviada en trajes de gala,
deslumbras a la luna
paseando en la penumbra.

Bruja de dientes de oro,
lazo que envuelve
un regalo hecho de aire.

No me tientes,
no hay consuelo
a andar como luna,
perdida en tu destello.

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.